Home » Encuestas Amssac » RESULTADOS DE LA ENCUESTA SOBRE VIOLENCIA EN LA PAREJA Y VIOLENCIA SEXUAL

RESULTADOS DE LA ENCUESTA SOBRE VIOLENCIA EN LA PAREJA Y VIOLENCIA SEXUAL

 

  • Casi el 85 % de las mujeres participantes han sufrido acoso o abuso sexual
  • La violencia en pareja es extremadamente frecuente
  • La violencia ejercida en pareja resultó significativamente mayor en las mujeres
  • La educación reduce los niveles de violencia en la pareja

Durante la última semana del mes de noviembre próximo pasado, AMSSAC invitó a participar en una encuesta que investigaba los niveles de violencia en la pareja así como algunas formas de violencia sexual fuera de la pareja. Como una aportación en el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, presentamos esta información que puede ayudar a comprender mejor este problema.

¿Quiénes respondieron la encuesta?

Un total de 588 personas aceptaron participar en este estudio. La mayor parte de ellas se identificaron como mujeres (445, 81.35%, mujeres; 97, 17.73% hombres, 3 , 0.55%, como no binario y 1 (0.18%) como Mujer-trans. Debido a esta distribución los análisis estadísticos que consideraron el sexo de identificación se limitaron a comparaciones entre hombres y mujeres.

La mayoría de los participantes se identificaron como heterosexuales (459, 83.91%) el 6.5 % (38) como homosexuales (lesbianas o gay), 6.76 % (37) como bisexuales y 9 (1.6 %) participantes declararon no tenerlo claro

Los participantes se distribuyeron en porcentajes similares para solteros (44.16%, 242) y casados o en unión libre (42.87%, 233). El nivel académico mas frecuente fue licenciatura, los niveles de post-grado fueron mas comunes que los niveles educativos menores. La mayor parte se identificó como de clase media (57.12%, 313). La religión mas frecuente fue la católica (50.46% 277), seguida por los que se identificaron con ninguna religión (48.98%, 225). La gran mayoría de los que participaron son residentes de México (94.92%, 505), de los cuales un poco mas de la mitad(50.44%, 255) lo hacen en la ciudad de México. La mayoría de los participantes tenían una relación de pareja en el momento de responder la encuesta

Prevalencia de la violencia sexual en la muestra

La prevalencia en la muestra de la violencia sexual sufrida es muy alta, el 84.47 % de las mujeres y el 46.97% de los hombres reportaron haber sido víctimas de acoso o abuso sexual por una persona distinta de su pareja.

Frecuencia de las expresiones de violencia en la pareja

La frecuencia con la que los participantes aceptaron ser objeto o ser agentes activos de la violencia de las relaciones de pareja fue también muy elevada. En esta sección de la encuesta participaron solamente quienes habían tenido o tenían cuando menos una relación de pareja. Hubo expresiones de violencia, como el enojarse cuando hay contradicción o no se está de acuerdo que alcanzaron casi el 85 % de los participantes (84.9 % para la todos los que respondieron, 85.36%, de las mujeres y el 82.76 % de los hombres) respondiendo en forma positiva a la pregunta. Las preguntas que investigaron la violencia sufrida o ejercida en pareja fueron respondidas afirmativamente por entre el 13.15% y el 85.36 % de los participantes. La siguiente tabla resume las respuestas positivas a las preguntas de la escala usada en la investigación:

TABLA 1. PORCENTAJES DE PARTICIPANTES QUE RESPONDIERON EN FORMA POSITIVA A LA PREGUNTA

PREGUNTA MUJERES HOMBRES TODOS
Q44. Me he enojado cuando me contradice o no está de acuerdo conmigo. 85.36% 82.76% 84.90%
Q43. He llegado a gritarle a mi pareja 73.75% 64.37% 72.07%
Q17. Mi pareja se enoja conmigo si no hago lo que él/ella quiere 65.42% 80.46% 68.10%
Q36. Mi pareja se pone celoso/a y sospecha de mis amistades 61.44% 70.12% 62.98%
Q22. Mi pareja no toma en cuenta mis necesidades sexuales 59.85% 71.27% 61.89%
Q42. Le he dicho a mi pareja que es culpable de nuestros problemas 63.77% 40.23% 59.59%
Q20. Mi pareja vigila todo lo que yo hago. 52.61% 63.22% 54.49%
Q45. He llegado a insultar a mi pareja 54.12% 44.83% 52.46%
Q39. Mi pareja ha llegado a insultarme. 50.88% 56.32% 51.84%
Q19. Mi pareja me rechaza cuando quiero tener relaciones sexuales con él/ella 44.00% 59.78% 46.82%
Q46. He amenazado a mi pareja con abandonarlo/a. 48.01% 35.63% 45.81%
Q27. He tenido miedo de mi pareja 47.40% 26.44% 43.67%
Q26. Mi pareja me ha amenazado con dejarme 38.55% 42.53% 39.26%
Q23. Mi pareja me prohíbe que me junte o reúna con mis amistades 35.82% 39.08% 36.41%
Q41. Mi pareja se ha burlado de alguna parte de mi cuerpo 34.90% 37.94% 35.43%
Q15. Mi pareja me ha dicho que mi arreglo personal es desagradable 34.40% 40.23% 35.43%
Q29. Mi pareja se molesta con mis éxitos y mis logros. 33.08% 26.44% 31.89%
Q18. Mi pareja me critica como amante 30.52% 36.78% 31.63%
Q37. Mi pareja administra el dinero sin tomarme en cuenta. 32.18% 24.14% 30.75%
Q25. Mi pareja ha golpeado o pateado la pared, la puerta o algún mueble para asustarme. 31.77% 14.94% 28.78%
Q24. Mi pareja utiliza el dinero para controlarme. 28.22% 19.77% 26.73%
Q35. Mi pareja se enoja si no está la comida o el trabajo hecho cuando él/ella cree que debería estar.  

25.63%

 

28.74%

 

26.18%

Q33. Mi pareja se enoja si no atiendo a mis hijos como él/ella piensa que debería de ser. 21.20% 31.04% 22.95%
Q38. Mi pareja me chantajea con su dinero. 23.13% 19.54% 22.50%
Q21. Mi pareja me ha dicho que soy feo/a o poco atractivo/a 21.70% 18.39% 21.10%
Q28. Mi pareja me ha forzado a tener relaciones sexuales cuando estoy enfermo/a o está en riesgo mi salud o me siento mal. 22.33% 8.05% 19.80%
Q40. Mi pareja me limita económicamente para mantenerme en casa o se enoja cuando no aporto o doy el gasto que él/ella cree que debería de ser. 19.95% 13.80% 18.85%
Q30. Mi pareja me ha golpeado 16.42% 18.61% 16.80%
Q32. Mi pareja me agrede verbalmente si no atiendo a mis hijos como él/ella piensa que debería ser. 14.61% 25.58% 16.53%
Q31. Mi pareja me prohíbe trabajar o seguir estudiando. 13.15% 9.20% 12.45%
PROMEDIOS 38.82% 37.63% 38.61%

 

 

Mediciones de los niveles de violencia en pareja

 

La escala utilizada, el cuestionario de violencia sufrida y ejercida en pareja (Cienfuegos y Díaz-Loving, 2010), mostró cualidades psicométricas muy adecuadas en la aplicación a la muestra: las confiabilidades alfa (Cronbach) fueron 0.955, para la escala completa y para las subescalas; violencia psicológica y social: 0.894, violencia física, intimidación y agresión 0.814, violencia económica 0.902 y violencia ejercida 0.845. En todos los casos se considera que la evaluación de confiabilidad del instrumento resulto en confiabilidad muy aceptable.

 

Se realizaron varias comparaciones usando pruebas estadísticas diversas. No se encontraron diferencias para las comparaciones entre hombre y mujeres para la escala completa ni las subescalas a excepción de la subescala de violencia ejercida que resultó significativamente mayor en las mujeres.

No hubo diferencias por orientación sexual.

El estado civil produjo diferencias con mayor violencia general sufrida por el grupo de divorciados, para la escala general y la violencia psicológica y social y económica sufrida (p < 0.001)  la violencia ejercida (p= 0.019) menor en los solteros y no diferencia para violencia sexual.

El nivel académico reduce los niveles de violencia psicológica y social (p=0.004), de violencia física e intimidación, (p=0.006), de violencia sexual (p= 0.016), y de violencia ejercida (p=0.018) en la escala general la reducción existe pero no alcanzó la significación estadística. Este efecto puede verse en la siguiente gráfica.

La duración de la relación de pareja aumenta los niveles de violencia en la escala general (p < 0.001) la violencia física e intimidación ( p = 0.039), la violencia sexual, (p = 002) , la violencia económica (p= 0.002), y la violencia ejercida ( p < 0.001). La siguiente gráfica muestra este efecto para las comparaciones de la escala completa.

Haber sido víctima de acoso sexual o abuso sexual por una persona distinta a la pareja no modifica los niveles de violencia con la pareja formal.

Haber sido víctima de abuso sexual por algún integrante de la familia de origen incrementa varias las medidas de violencia estudiadas: escala general (p = 0.006), violencia psicológica y social (p = 0.032) y violencia económica (p = 0.002) , no modifica la intimidación física, ni la violencia sexual ni la violencia ejercida.

Conclusiones

  •  La violencia sexual es extremadamente frecuente, se puede afirmar que tiene un carácter de normalización en la cultura de los participantes
  • La violencia sexual ejercida por personas distintas a la pareja estuvo presente en casi la totalidad de las mujeres participantes ( 85%) y casi en la mitad de los hombres que respondieron (46.9%). Las mujeres sufren violencia con mayor frecuencia que los hombres, cuando se estudia fuera de la relación de pareja
  • La violencia en pareja parece tener carta de naturalización: varias expresiones de violencia están presentes en mas del 70 % de los participantes
  • La violencia sufrida en pareja parece no estar diferenciada por sexo, aunque la ejercida resultó significativamente mas alta en las mujeres
  • La educación, particularmente la educación superior, se acompaña de menores niveles de violencia en pareja
  • La duración de la relación de pareja incrementa la violencia, lo que posiblemente revele déficits en las habilidades de comunicación y negociación no violenta.

 

Las respuestas a todas las preguntas pueden verse en las siguientes ligas, se baja un archivo con las gráficas detalladas.

RESULTADOS ENCUESTA DE VIOLENCIA-DATOS CRUDOS TODOS PARTICIPANTES

COMPARACIONES MUJER-HOMBRE

Comentarios

comentarios